Planchado de cejas


Hoy os traigo un tutorial de un tratamiento que yo suelo hacerme en casa varias veces al año, el planchado de cejas. 

¿Para qué sirve hacerse un planchado de cejas? Pues por explicarlo de alguna manera, es como hacerles un proceso de permanente a la inversa. Deja las cejas más lisas, con menos volumen, con los pelitos peinados y correctamente direccionados. El resultado es ideal para cejas poco pobladas y rebeldes como las mías.



Para poder realizarnos este tratamiento en casa vamos a necesitar un gel de permanentado de pestañas y su neutralizador. 

Los productos que yo he comprado son de la marca Thuya, pero no os será dificil encontrar productos similares a estos que sean más económicos, ya que estos no son especialmente baratos. Lo que si que es cierto, es que aunque la inversión inicial es algo elevada, tenemos producto para muchos usos. En cuanto a tiempo,  es posible que el producto se os caduque antes de terminarlo si es sólo para uso personal, ya que tiene una caducidad de 12 meses.


Venden también kits especificamente preparados para hacer este proceso de planchado de las cejas, pero el resultado conseguido con el planchado, es idéntico.

Es importante que usemos productos adecuados para su uso en la zona de los ojos, ya que otros productos podrían dañarnos.

Vamos a partir de un rostro completamente desmaquillado y de unas cejas limpias, secas y libres de cualquier tipo de grasa. 

Una vez limpia la piel, procedemos a aplicar con un bastoncillo de algodón, la crema de desrizado. Esto debemos hacerlo a contrapelo y a conciencia, para que toda la ceja quede completamente impregnada de producto. 

Cuando toda la ceja esté cubierta del desrizante, con ayuda de un pincel gupillón, vamos a peinarla con la forma que le queramos dar y direccionando los pelitos para que  queden perfectamente colocados.

Cubrimos la ceja con un pedacito de papel de horno o papel film, lo que tengamos más a mano. A mi me resulta más cómodo el papel que el film, porque el plástico se me arruga y me mueve los pelitos de sitio.

Dejaremos actuar el producto durante 15 minutos, durante los cuales, cada dos minutos descubriremos la ceja y con cuidado la volveremos a peinar para asegurarnos de que quede con la forma deseada y cada pelito esté en su sitio.

Transcurridos los 15 minutos, retiraremos el producto desrizante con ayuda de un bastocillo de algodón seco.

Aplicamos con otro bastoncillo limpio, el producto neutralizante y nuevamente cubrimos la ceja con un papel o con film transparente durante 15 minutos.

Pasado este tiempo, limpiaremos con un disco de algodón las cejas, utilizaremos una crema regeneradora en la piel que las rodea y ya estarán listas.




¿Os habéis hecho alguna vez un planchado de cejas?


Image and video hosting by TinyPic

Quizá te interese